lunes, 24 de septiembre de 2012

Bajar a la arena / 2



NACIONALISMO: CINCO TESIS

1. El nacionalismo siempre vio la autonomía como un medio, nunca como  un fin, y, por consiguiente, desde la estrategia de la fruta madura, hace ya tiempo que dio por superada la etapa autonomista.

2. El Estatut tenía más voluntad de constitución de un estado propio que de estatuto reformado de una comunidad autónoma.

3. El nacionalismo ha roto la ambigüedad calculada y ha rechazado de modo definitivo el encaje de Cataluña en el estado autonómico diseñado en la Constitución de 1978.

4. El estado propio, independiente de España e integrado en la Unión Europea, es la verdadera reivindicación del nacionalismo y nunca cejará en ese empeño.

5. El mayor peligro del nacionalismo ha sido siempre a lo largo de la historia su carácter excluyente.

1 comentario:

Rafael dijo...

Decía Julián Marías que no había que tratar de contentar a los que nunca se iban a contentar. El error ha sido no aplicar ese sencillo principio.

Y ya puestos a citar, el maestro de Aikido Santos Nalda, en una ocasión dijo algo tan sencillo como verdadero: el que se encierra, se empobrece.

Por último, una Europa de "nacionalidades" sería sencillamente imposible. A un narcisista en la pandilla, se le aguanta mal que bien, pero un "grupo de narcisistas" es sencillamente un oxímonon.